Los impresionantes paisajes de los Andes peruanos

Los Andes peruanos ofrecen las vistas más espectaculares de montañas cubiertas de nieve y glaciares de la región, ya que cuenta con la mayor concentración de ellos. Los incas los veneraban y respetaban, para ellos eran sagrados y decidieron construir Machu Picchu, la ciudad sagrada, rodeada por esas impresionantes cumbres nevadas. Esta región guarda el espíritu de Perú, su patrimonio y las tradiciones de las antiguas civilizaciones que conforman lo que es hoy Perú. La sierra está habitada en su mayoría por personas nativas descendientes de los incas, quienes han conservado muchas de sus tradiciones y su forma de vida. Trabajan la tierra cultivando papas, olluco, quinua y utilizan llamas de la misma manera que los incas lo hacían.

Los Andes, la cadena montañosa más larga

Los Andes peruanos se extienden a lo largo del lado occidental del país, casi paralelos al océano Pacífico, y forman parte de una cadena que se extiende desde el norte hasta el sur del continente. La cordillera de los Andes es la más larga del mundo y se extiende por siete países, empezando desde Venezuela, Colombia, Ecuador, Perú, Bolivia, Chile y Argentina, con una longitud total de 4.500 millas/7.242 km. Cruzar los Andes no es fácil, la mayoría de las áreas son inaccesibles ya que no se han construido carreteras, a veces un viaje en autobús de 100 millas/160 km puede durar 24 horas.

Los Andes son el resultado de la actividad tectónica, la placa de Nazca se hunde debajo del continente y como resultado las cadenas montañosas del este son más antiguas que las que están cerca de la costa. En Perú, los Andes se dividen en tres secciones: la sección norte, la central y la sección sur. En algunos lugares, la cordillera se adentra en el desierto costero y las montañas se pueden ver desde la playa. Los Andes se levantan como una gruesa muralla que separa la costa de la selva. La sección norte es estrecha y sus montañas son más bajas. En el norte de Perú, donde la lluvia es más abundante, la vegetación es más rica.

La sierra central y sus majestuosas montañas

La sierra central incluye montañas altas con picos cubiertos de nieve; el monte Huascarán es el pico más alto del Perú, alcanzando los 6.768 metros de altura. Al oeste de la cordillera central se encuentra la Cordillera Blanca, que recibe su nombre de los glaciares permanentemente blancos que se extienden en el horizonte. La mayoría de la cordillera se encuentra dentro del Parque Nacional Huascarán e incluye picos más grandes que son los más populares entre los turistas.

Hay más de setenta picos que se elevan por encima de los 5.486 metros. La ciudad más cercana es Huaraz y su principal actividad económica es el turismo. En el lado occidental de esta sección se extienden valles fértiles que dan lugar a la agricultura. Esta área incluye ríos, cascadas y rápidos alimentados por el deshielo de los glaciares. La principal fuente del río Amazonas se encuentra en esta área. En el año 2000, una expedición de la Sociedad Geográfica Nacional descubrió que su fuente más lejana es el deshielo de un glaciar de una montaña llamada Nevado Mismi.

La sierra sur y el Altiplano

La sierra sur es más amplia y se extiende hasta 644 km de este a oeste. La sección oeste está más cerca del desierto costero y se caracteriza por su grupo de volcanes que conforman la Cordillera Occidental. Estos volcanes, como el Misti, Sabancaya y el más activo, el Ubinas, se encuentran cerca de la ciudad de Arequipa, el centro urbano más grande del sur de Perú.

Al este se encuentra la Cordillera Oriental, una cadena montañosa más antigua con picos más altos que superan los 5.791 metros. Dentro de la Cordillera Oriental se encuentra la cordillera de Urubamba, ubicada en el borde de la cuenca del Amazonas, a medida que cambia la altitud, también lo hace el paisaje, se pueden ver acantilados empinados al descender hacia las tierras bajas de la selva. Cusco es la ciudad más grande de esta área. El Valle de Urubamba se encuentra en el borde de la cuenca del Amazonas.

Entre las cordilleras del sur se encuentra el Altiplano, una meseta que desciende hacia el sur y desemboca en el lago Titicaca. El lago Titicaca es compartido por Perú y Bolivia y es el lago navegable más alto del mundo.

El clima en la sierra central y sur es más seco, su terreno es muy abrupto y su paisaje no tiene árboles. Esta tierra está casi deshabitada, pocas personas se han adaptado a la vida por encima de los 4.267 metros de altura porque hay menos oxígeno en altitudes más altas. La flora y la fauna son escasas y las que han sobrevivido son nativas de los Andes. Pocas aves viven en esta área, ya que los árboles son inexistentes. El cóndor andino, un símbolo nacional de Perú, anida en los acantilados de las montañas y se alimenta de cadáveres de animales muertos.

Subir